Category Archives: Moda

En el desfile de Michael Kors, la auténtica protagonista fue la modelo Patti Hansen

Enfundada en un resplandeciente traje metalizado y con plataformas doradas a juego, la supermodelo desprendió su incombustible belleza y chombas al son del “Could It Be Magic” de Donna Summer, banda sonora perfecta teniendo presente que la top de sesenta y dos años fue, como Summers, una de las reinas del Studio cincuenta y cuatro. Clienta frecuente y señalada de sus madrugadas (tal como inmortaliza el nuevo libro de Ivan Shaw, Patti Hansen: A Portrait), el conocido garito neoyorkino le sirvió asimismo a Hansen para conocer a su gran amor Keith Richards, con quien estuvo casada a lo largo de treinta y seis años.

A lo largo del deslumbrante espectáculo, los glamurosos recuerdos de la década asaltaron a la modelo de Staten Island. “Ver al mundo entero bailando cuando se ha puesto a cantar [Barry Manilow], me ha hecho llorar”, comentaba alegre en el backstage el final apoteósico del desfile, con el conocido crooner entonando su enorme éxito de mil novecientos setenta y ocho “Copacabana” y todo el abanico de modelos –incluidas Preciosa y Gigi Hadid, Adesuwa Aighewi, Selena Forrest, Lily Nova y Bomi Youn– aplaudiendo junto a él y meneando las caderas sobre un escenario de oropeles dorados. “¡Es como sentirse nuevamente en el Studio cincuenta y cuatro!”.

Mas no solamente la música, los pasos de baile y las chombas merchandising (¡abrigos de pelo! ¡Boas de plumas! ¡Vestidos halter de lentejuelas!) avivaron su nostalgia: los ojos ahumados y las explosivas melenas cardadas asimismo contribuyeron. “No difiere mucho de como lo llevo ahora”, comentaba mientras que el estilista Orlando Pita arreglaba su increíble melenón rubio. “¡Llevo los ojos oscuros y jamás me peino con el secador!”.suzy menkes

En sintonía con esta carta de amor de Kors al alto voltaje y la diversidad de la zona West 50s de Manhattan a fines de los setenta, Pita ofreció una excepcional pluralidad de estilismos –cascadas de ondas flotantes, bucles extragrandes o bien nubes afro–, adaptados al detalle y conjuntados con multitud de boinas inclinadas y tocados refulgentes estilo cabaret. Tras devorar el año pasado el revelador reportaje Studio cincuenta y cuatro, el profesional se sentía en el paraíso del peluquero: “En los años del disco, estaba en el instituto y acostumbraba a ir a Studio cincuenta y cuatro”, explicó. “[Aquella época] es parte integrante de mí. Siempre y en todo momento voy a tener esa conexión con ella”. El maquillador Dick Page estaba, al menos, en exactamente la misma onda. “Her name was Gigi, she was a showgirl . . .”, canturreaba mientras que retocaba 2 looks diferentes de ojos ahumados, uno con sombra violeta lavada y el otro con un degradé de ónix y oro. “Me agrada la idea de utilizar el maquillaje como decoración”, explicó. “¡Es más entretenido cuando no debes pensártelo tanto!”. En este sentido, ciertos maquillaje para ojos de Page, como el que reservó a Hansen, fueron más sutiles, con un eyeliner negro azabache y múltiples capas de máscara para dar mucho volumen a las pestañitas.

¿Y cuál es el secreto del esplendor imperecedero de Hansen? Una genética privilegiada (mejorada por Page con una base translúcida de MAC para dejar asomar sus pecas) y el reciente descubrimiento de las rutinas de cuidado facial. “Tardé bastante tiempo en comenzar a cuidarme la piel, y cuando cumplí sesenta años, fue como, ay, voy a iniciar ya”, confesó. “Sobre todo hidrato mucho la piel y empleo Retin-A”. Una parte del mérito se lo debe a sus hijas, Theodora y Alexandra Richards, considerablemente más ofuscadas con cuidarse y que le impulsaron a ponerse las pilas. “¡Me han enseñado a preocuparme, más que yo a !, bromea Hansen. “¡Están muy metidas en el tema!”

Desde el front row infestado de estrellas, las hijas de la modelo la observaban con orgullo. “¡Mi mamá!”, afirmaba Theodora en un vídeo de su madre en Instagram, y alardeaba de los grandes compañeros de fiesta que han sido siempre y en toda circunstancia Kors y Hansen: “¡Uy, las historias que me han contado y las que no!”. Ante todo, resalta Hansen, el desfile nostálgico de Kors festejaba la ferocidad neoyorkina de aquellos días de esplendor nocturno: “Trabajamos mucho, y nos divertimos mucho”.

Published by:

Esta es la marca de ropa que creó una tienda Pop Up en el metro de Callao

Nahum es el autor de Mista’s, “una marca de carteras y mochilas fundamentalmente underground, vanguardista en la escena del streetwear en la capital española”. En mil novecientos noventa y siete empezó a ofrecer productos en ediciones limitadas y diseños orientados a reinvindicar el amor con lo que el panorama de la urbe representa.

“Además de esto procuramos generar todo de forma local. No lo llamaría negocio como tal, es más que una marca de ropa, es una voz para invitar a la gente a ver más allí. Mista’s es dar un golpe encima de la mesa y decir… ¡lúcida!”. Y como una parte de esta llamada a la acción, a remover las conciencias, Nahum decidió montar una tienda fugaz esta semana en el centro de la capital española. En concreto, en uno de los acensores de la boca de Metro que se halla en la Plaza de Callao. Y la idea fue un éxito.

¿De qué manera se te ocurre la idea de la Pop Up Store?

En nuestros días todo se mueve on line, mas asimismo es preciso interaccionar con la gente en primera persona, no solo mediante las redes sino más bien experiencias de primera mano. Entonces la ídea de la tienda Pop-Up brotó pensando: ¿de qué forma puedo hacer una tienda temporal en pleno centro de la capital española aprovechando los recursos que me ofrece la propia urbe? Entonces me puse a tramar y… brotó ¿Por qué razón no montar una tienda “fugaz” en un elevador de la red de Metro en una de las primordiales estaciones de la urbe?Esta es la marca de ropa que creó una tienda Pop Up en el metro de Callao

¿Lo moviste todo por medio de redes sociales, no?

Sí, ciertamente, días ya antes del acontecimiento fuímos publicando unos enigmáticos artículo en Instagram, digo enigmáticos por el hecho de que no ponía información excesiva, solo daba unos pocos datos y también invitaba a la gente interesada en asistir al acontecimiento a que escribieran un mensaje directo al IG, en tanto que la ubicación precisa del sitio era segrega pese a que ponía Pop Up Store en la Plaza de Callao (la capital española), incluso de esta forma… ¡No se aguardaban que fuera en un elevador!

¿De qué manera fue la contestación de la gente?

Como habíamos sobre aviso en las redes que el acontecimiento sería de “aforo limitado” (risas), no se imaginaban que fuera de este modo, al llegar al sitio y entrar en el elevador todo el planeta alucinaba, viendo la que había montada. Toda persona que deseó se paso por allá para llevarse una prenda exclusiva, saludar o bien sencillamente alucinar, en tanto que la gente salía del elevador con una sonrisa en la cara.

¿Y el operativo, esto es, de qué forma te plantas allá en el elevador?

Buena pregunta, puesto que nos desplazamos en el propio Metro desde los cuarteles generales de Mista’s al salir en cuestíon de la estación, directos al elevador. Sacamos el material en perchas y ganchos y montamos allá una mini tienda con camisetas, sudaderas y complementos además de esto verdaderamente underground, con un trato 100 por ciento adaptado.

¿Tuviste inconvenientes con la gente del Metro?

No, en ningún instante apareció el personal de Metro por allá, ni tan siquiera guardas de seguridad, ni agentes. Todo transcurrió con buen entorno, en tanto que, pese a todo, en ningún instante se obstruyó la función primordial del elevador.

¿La gente que pasaba por la calle debió alucinar?

Sí. Además de esto dio la casualidad qué de los 2 elevadores que hay en la estación de Callao, uno de ellos estaba deteriorado y todo el planeta empleó el elevador intervenido. Por allá pasaron desde clientes del servicio, amigos, parejas con carros de bebé, señoras mayores, animales de compañía y gente en muletas o bien en silla de ruedas! Mas como hemos dicho no se obstruyó la función primordial del elevador y todo el planeta se lo tomaba con buen humor comentando: ¡Qué original!

¿Tienes pensada alguna acción más como esta?

Sí, como es natural, ya hemos hecho acontecimientos en cierta manera similares y esto no es más un piscolabis de lo próximo que Mista’s estacion preparando. La finalidad es jugar con la urbe y pasar un buen rato.

Published by:

‘Tips’ de estilo: La madrina y la madre de la novia

Las madres de los novios. Las segundas protagonistas, y seguramente las personas que vivan con más ilusión la ceremonia, después de la pareja que se da el ‘sí quiero’. Su papel está en un discreto segundo plano -más el de la madre de la ella que la de él, sobre todo cuando la madre del novio es la encargada de ejercer el papel de madrina-, y aún así, el protocolo cuenta con normas de etiqueta muy específicas que determinan cómo vestirse para acertar de lleno en un día así.

En el caso de las madrinas, la etiqueta está clara. Ellas son las únicas que deberían ir de largo, después de la novia claro. Su papel admite un vestido de fiesta por todo lo alto -cuidado con los brillos y pedrerías, pueden resultar traicioneros-, aunque en una boda de mañana el protocolo admite que optemos por un vestido más corto, a la rodilla o tipo midi, evitando, eso sí, el de tipo cóctel o el minidress. También están permitidos los conjuntos dos piezas, como un conjunto de falda, top y chaqueta de fiesta, manteniendo la manga con un largo pasado el codo, ya sea a la muñeca o tipo francesa.

La mantilla y peineta son dos de los complementos que tienen especial acogida entre las madrinas: este elegante tocado de blonda es un accesorio cien por cien español, y, por sus propias características, su uso está muy limitado a cierto tipo de eventos; además de adornando la cabellera de las madrinas, la mantilla no se deja ver muy a menudo salvo en otras fiestas y eventos muy castizos, como las procesiones de Semana Santa o las corridas de toros. De ahí que su uso en una boda se haya popularizado en los últimos años, aprovechando lo particular de esta ocasión en especial. El tejido de la mantilla puede ser de encaje de Chantilly o tul, con preciosos bordes ondulados e intrincados detalles de flores. El protocolo dicta que sea negra, aunque hoy por hoy se puede llevar en un tono más claro -Naty Abascal lo hacía en la boda de su hijo, Rafael de Medina, combinando un Valentino en color verde con mantilla y guantes en crema, lo mismo que Carmen Tello vestida de rojo por Victorio & Lucchino en el enlace de la Duquesa de Alba y Alfonso Díez-, optando por una tonalidad en marfil o blanco. Fundamental, eso sí, contar con el permiso de la novia, para que nuestra mantilla no le reste protagonismo a su velo de encaje, y llevarla solamente si se trata de una boda de día y con vestido largo.

Esta misma norma se aplica a otros detalles y acabados del vestido, como por ejemplo el cuello o las mangas: antes de decidirnos por un modelo u otro, lo más acertado es consultar con la novia para evitar que ambos trajes sean muy parecidos y ‘choquen’ en el altar y en las fotos. Tampoco está de más ponerse de acuerdo con la madre de la novia, evitando a toda costa coincidir con el color de nuestro traje, sobre todo si se tiene en cuenta la cantidad de fotos en las que ambas mujeres posarán juntas después de la ceremonia. Para las madrinas que no quieran sentirse ‘disfrazadas’ llevando una mantilla y sobre todo una peineta (especialmente si tenemos en cuenta que puede llegar a resultar incómoda una vez colocada en el pelo), hay otras opciones igual de elegantes, como los tocados, los sombreros de ala corta o las pamelas de día.

El papel de la madre de la novia resulta algo menos relevante, al menos a efectos prácticos y durante la ceremonia en sí, aunque ella siga siendo una de las protagonistas indiscutibles de ese día. Esta discreción se traduce también al vestuario, donde triunfan los vestidos cortos por sobre otros vestidos, los coat-dress y los dos piezas a media pierna, en colores lisos y suaves (como los empolvados y tonos pastel, huyendo de los demasiados claros que se confundan con el traje de la novia), y con complementos sencillos y elegantes, como un zapato de tacón alto que estilice la pierna, un bolso de mano y joyas sencillas, eligiendo entre un juego de piezas discreto o una única pieza principal. Un ejemplo de madre de la novia de diez lo servía en bandeja en 2011 Carole Middleton, madre de la Duquesa de Cambridge y una de las invitadas más elegantes a su boda junto a Guillermo de Inglaterra, vistiendo un coat-dress muy similar a los de su hija en color azul pastel con tocado durante el día, y un sencillo vestido de fiesta negro en la celebración posterior por la noche.

Tag: vestidos de fiesta largos

Published by:

El milagro del zapato

Un ciudad del norte de Portugal, Guimarães, concentra el sector más dinámico del país. Perdida en el interior de una difícil orografía, fue el símbolo del zapato barato y hoy es el del zapato de moda.

El sector fabricará este año cerca de 90 millones de pares, el 95% para el extranjero. Por primera vez, la facturación rozará los 2.000 millones de euros, con un crecimiento del 7,3% respecto a 2014. En los últimos cinco años, las exportaciones han crecido un 54%. El zapato made in Portugal pisa en 152 países.

Hasta hace bien poco, el núcleo del negocio dependía de la marca blanca y los encargos de terceros, de Zara a Lacoste, de Cavalli a Callagham, entre otros muchos, que dictaban diseño y precio. Tras unos años de crisis generalizada, con la desaparición de muchas fábricas, el empresariado autóctono ha sido más ambicioso, abarcando toda la rueda comercial hasta llegar a la tienda, abriendo cadenas de zapaterías como Foreva o Zilian.

Pero el milagro del zapato portugués no radica solo en su crecimiento o en su exportación a todo el mundo, sino que ha conseguido ser sinónimo de moda; ha pasado del zapato de batalla al zapato cool. Ha creado lo más difícil, marca.

Fly London, Cubanas, Stiletto, Luís Onofre, Ferre, Dkode, Nobrand, Goldmud o J. Reinaldo son marcas portuguesas que circulan por las pasarelas internacionales. Y la marca significa precio.

El zapato portugués es el segundo más caro del mundo, con un precio medio de salida de fábrica de 28 euros. Ya ha desbancado a Francia y solo tiene por delante el calzado italiano, con un precio medio de 43,9 euros. En el otro extremo del escalafón reina China, que produce el 65% de los zapatos del mundo a 3,8 euros de media, según el último World Footwear Yearbook. El precio medio del zapato español es de 19,5 euros.Una empleada inspecciona los zapatos en la fábrica de Helsar-Industria de Calçado en Portugal.

La estrategia del calzado portugués ha sido acudir a nuevos mercados y diversificar su gama de productos, señala la Asociación de Calzado, APICCAPS. “La fuerte especialización en el calzado de cuero, más del 80% de nuestra producción, ha sido determinante para conseguir estos resultados”. Según la asociación, el zapato “es el producto que más contribuyó a la balanza comercial del país”, con un saldo positivo de 1.300 millones de euros.

Las más de 1.300 empresas y 35.000 trabajadores ya no dependen de la bonanza económica de un país, ni siquiera de un continente. Si Europa flaquea, como sucede ahora con apenas un 6% de crecimiento en el sector, el calzado portugués abre puertas en los lugares más insospechados. Las exportaciones a China han crecido un 81%, para Colombia se han duplicado, en Estados Unidos suben un 43% y en Japón el 17%.

El zapato portugués ha roto con los estereotipos raciales, inculcados incluso por la idiosincrasia de sus selectos ciudadanos. “Hace unos años, el presidente de la República me dijo que eso de fabricar zapatos de mujer era cosa de chinos”, recuerda Fortunato Frederico; “que el futuro de Portugal era tecnológico, científico e informático. Me lo decía a mí, que llevaba fabricando zapatos desde los 14 años”. Frederico, soldado en Angola y superviviente de todo, es quien está detrás de la exitosa marca Fly London, totalmente made in Guimarães.

Tag: zapatos mujer

Published by:

No la quieren en pantalones

Ahora le tocó el turno a Karina Fontánez Rivera, de la Escuela Juana Colón en Comerío, quien fue excluida del salón de clases -desde el miércoles- por presentarse con jeans.
Este es el segundo caso esta semana en el que un alumno tiene problemas por la forma en que viste o por su apariencia física en una escuela.
El caso de Félix Cepeda Ayala, reseñado en este diario, causó conmoción luego que denunciara que un maestro de carpintería de la escuela Miguel Such, en Río Piedras, no lo aceptaba en clases porque tenía el pelo largo.
La denuncia del caso de la joven la hizo ayer el Partido del Pueblo Trabajador (PPT), que le exigió al Departamento de Educación que fortalezca el adiestramiento de los maestros sobre equidad de género.
Ayer tarde, el secretario de Educación, Rafael Román, se encontraba reunido con la madre de la joven y la directora del plantel, informó la oficial de prensa de la agencia, Cossette Donalds Brown.
Rafael Bernabe, candidato a la gobernación por el PPT, declaró en comunicación escrita que “si en algún lugar se debiera entender tanto la situación del pueblo trabajador, que en estos días tiene recursos muy limitados, incluso para la compra de uniformes y de la necesidad de una perspectiva que reconozca la diversidad del estudiantado, es en una escuela con el nombre de Juana Colón, una gran líder obrera y encarnación de la mujer luchadora”. Karina no ha podido tomar clases por presentarse en la escuela con pantalones, ya que el uniforme asignado no ha estado disponible.
Ayer, varias estudiantes se manifestaron ante la escuela, denunciando la violación del derecho a la educación y de lo que debe ser una perspectiva de género inclusiva.
La candidata al Senado por Acumulación del PPT, Amárilis Pagán Jiménez, declaró que “es una vergüenza que una directora castigue y humille a una estudiante que está haciendo uso de su libertad individual”, y agregó que las acciones de la directora atentan contra la dignidad y el bienestar de la joven, al impedirle la entrada a los salones.

Tag: jeans de mujer

Published by:

Los looks de los Grammy 2017

La alfombra roja de los Grammy siempre es mucho más relajada que las de otros eventos, pero no por eso no tiene glamour. Estos fueron algunos de los looks que se vieron en la fiesta de la música:

Beyoncé (PeterDundas)

Adele (Givenchy Couture)

Lady Gaga

Katy Perry (Tom Ford)

Jennifer Lopez (Ralph & Russo)

Rihanna (Armani Privé)

Lea Michelle (Roberto Cavalli)

Solange Knowles (Gucci)

Paris Jackson (Balmain)

Demi Lovato (Julien McDonalds)

Carrie Underwood (Armani)

Halsey (Christian Wijnants)

Heidi Klum (Phillip Klein)

Fuente: http://www.viatrendy.com/los-looks-de-los-grammy-2017/

Published by: